II Plan de Igualdad y Protocolo de Movilidad para las Empleadas Públicas Víctimas de Violencia de Género

 plan movilidad violencia generoEn la reunión de la Comisión Técnica de Igualdad de la Administración General del Estado,  Función Pública quiso conocer la valoración que las organizaciones sindicales teníamos del último borrador propuesto por la Administración,  el cual parece que quieren dar ya por definitivo.

La FSP-UGT ve que el texto que contiene el II Plan de Igualdad de trato y de oportunidades entre mujeres y hombres, tiene mayor nivel que el I Plan, en cuanto a presentación, normativa y algunas medidas específicas que contiene, y que han sido propuestas por algunos departamentos ministeriales y organismos.

Sin embargo, queremos seguir trabajando en el documento, pues consideramos que se puede mejorar, y que se puede y debe concretar las medidas, estableciéndose los indicadores necesarios para su implementación y posterior valoración, y el oportuno cronograma.

Sería necesario precisar medidas concretas en el Eje que contiene la carrera profesional, así como en el Eje de conciliación de la vida personal, laboral y familiar y la corresponsabilidad. Igualmente, consideramos necesario abordar profundamente con otras medidas el Eje de las retribuciones.

Función Pública, también nos dio traslado del borrador de Resolución de movilidad de las empleadas públicas víctimas de violencia de género.

Desde la FSP-UGT queremos denunciar la falta de sensibilidad de Función Pública con las víctimas de esta lacra social. Claramente la presentación de esta Resolución supone un avance en cuanto que hasta ahora no había una regulación concreta, pero la resolución no nos gusta.

Contiene unos plazos que son muy breves, para que aquellas empleadas públicas que necesitan un traslado forzoso por la violencia de género que han padecido, tengan que decidir si permanecen en el nuevo destino o vuelven a su puesto de origen. Nos parece injusto que la mujer que está en esta situación y que en muchos casos los juicios penales aún no se habrán celebrado (en estos plazos) tenga que decir en tan sólo seis meses donde tendrá su puesto de trabajo.

Desde la FSP-UGT consideramos que este protocolo debe dejar al margen los plazos que se establecen para cualquier tipo de movilidad, debe mostrar una mayor sensibilidad, cosa que tampoco demostró la representante de la Delegación del Gobierno para la Violencia de Género, una de las autoras de este protocolo, que defendió que la Ley hay que cumplirla por encima de las necesidades de las mujeres maltratadas, algo inaceptable y bochornoso para esta organización sindical.