UGT exige al Ministerio de Justicia el cese inmediato de la dirección y coordinación del CAU

cese inmediato de la dirección y coordinación del CAU

Es un clamor general de todos los funcionarios de Justicia que el CAU es un auténtico desastre, que no es resolutivo, ni ágil, ni nos da un trato correcto.

Ante las múltiples denuncias y quejas de nuestros compañeros que UGT ha podido constatar en distintas ciudades del territorio ministerio ante la implantación de la Justicia Digital, es por lo que hemos dirigido escrito a la Secretaria de Estado para exigir el cese inmediato de la Dirección y Coordinación del CAU.

Igualmente denunciamos que es una auténtica vergüenza que haya pasado un año desde que se produjeron importantes reformas legislativas y aún no han sido capaces de facilitarnos los nuevos modelos actualizados, obligándonos a los funcionarios a redactar manualmente y uno a uno cada una de las resoluciones judiciales que se han visto afectadas por las reformas normativasSin embargo, nos sorprende la celeridad con la que este Servicio sí fue capaz de cambiar todos los modelos para adaptarlo a la nueva denominación del Cuerpo de Secretarios Judiciales.

Dice un Informe de la Modernización Judicial en España del año 2009, que el Ministerio de Justicia en su afán de potenciar e impulsar la modernización decidió promover de forma enérgica y decisiva el CAU, dotándolo de los medios materiales y humanos necesario para dar soporte técnico a los funcionarios judiciales. Igualmente dice que son de su competencia solventar las incidencias de los funcionarios judiciales en el menor tiempo posible, detectar posibles anomalías en los sistemas y servicios de la organización judicial .  Y dar todos estos servicios buscando la excelencia en el servicio.

Desde UGT nos quedamos perplejos de que éstas sean sus funciones y competencias y desde luego denunciamos que no cumplen ninguna.

Por ello nuestro trabajo diario se ha convertido en una pesadilla, sin resolvernos las incidencias o resolviéndose a destiempo, y haciendo que los funcionarios tengamos que buscarnos la vida engañando al programa de gestión procesal o yendo a la opción de texto libre, y eso que en la Administración de Justicia no tenemos por qué tener conocimientos elevados informáticos.

Ante esta alarmante situación queda de manifiesto que el equipo de dirección del CAU no está haciendo su trabajo y ello está repercutiendo muy negativamente en el trabajo de los funcionarios de Justicia y en el servicio público.